Paro de actividades en el Instituto Universitario Patagónico de las Artes

Paro de actividades en el Instituto Universitario Patagónico de las Artes

(Informa ADIUPA) El pasado lunes 12 de agosto, la Asociación de Docentes del  Instituto Universitario Patagónico de las Artes  llevó a cabo, con un alto acatamiento,  un paro de actividades. Con esta medida de fuerza, la ADIUPA inició su plan de lucha en respuesta al aumento absolutamente insignificante ofrecido por la patronal y rechazado terminantemente por el sindicato.

Con el aumento del 4% en mayo y el 4% en julio, se congelan los salarios hasta el mes de noviembre. De esta forma, la patronal desconoció todo lo que oportunamente se había conversado en la negociación paritaria.

Durante ese proceso, en el que se admitió la inestabilidad de la economía de la administración Macri,  se acordó establecer un mecanismo bimestral de actualización del salario a los efectos de evitar el desfase de los mismos con respecto a la inflación. Así, antes de las P.A.S.O del 11 de agosto, se preveía que para noviembre el aumento otorgado iba a implicar un deterioro de los salarios con respecto a la inflación que seguramente superaría los 15 puntos (todo ello teniendo en cuenta las estimaciones inflacionarias del BCRA). Sin embargo, con el golpe de los Mercados iniciado ni bien finalizaron las elecciones primarias  y que implicaron la devaluación extrema de la moneda, el retraso de los salarios para el último trimestre alcanzará seguramente una cifra realmente escandalosa.

Por ello, la ADIUPA exige la urgente reapertura de las negociaciones paritarias y la inmediata implementación de una cláusula gatillo que proteja los salarios frente a la acuciante escalada inflacionaria.

Asimismo, nuestro sindicato insiste en que de una vez por todas se termine con la vergonzosa condición de precarización laboral en la que desde hace 20 años se encuentran los trabajadores docentes del IUPA y exige que se reconozcan los derechos laborales adquiridos después de cuantiosos años de ejercicio de la docencia en la institución. Por último, se reitera el pedido de inmediata normalización de la universidad y la puesta en funcionamiento de los órganos de cogobierno.