CONADU HISTÓRICA manifiesta su repudio al proceso de criminalización que se lleva adelante hacia docentes y estudiantes de la Universidad Nacional de Río Negro por una protesta que se llevó adelante en el año 2018

CONADU HISTÓRICA manifiesta su repudio al proceso de criminalización que se lleva adelante hacia docentes y estudiantes de la Universidad Nacional de Río Negro por una protesta que se llevó adelante en el año 2018

Cabe recordar que en aquel entonces la docencia universitaria y el movimiento estudiantil se encontraban movilizando en rechazo al ajuste sobre las Universidades Públicas por parte del gobierno nacional de Mauricio Macri, con seis semanas consecutivas de paro y numerosas acciones de protesta, con tomas de unos 90 edificios de distintas dependencias de diferentes Universidades en todo el país. No se puede desconocer que las tomas son una forma de protesta fuertemente adoptada a lo largo de nuestra historia no solo por las y los estudiantes universitarios sino también por las comunidades educativas de todos los niveles, por lo que el avance de la criminalización por esta toma de la UNRN es un avance hacia todos los sectores en lucha.

La Gendarmería Nacional, con un despliegue militar inaudito, desalojó la toma de la sede del vicerrectorado de la Universidad Nacional de Río Negro.  Con una gran ostentación represiva – más de 15 vehículos, camión hidrante y casi un centenar de gendarmes – por la madrugada desalojaron el edificio. Nueve personas que protagonizaban la toma de la sede universitaria fueron detenidas. El uso del camión hidrante y gas pimienta afectó a dirigentes de organizaciones que comenzaron a acercarse y manifestar frente al edificio siendo afectada y hospitalizada como es el caso de la Secretaria Adjunta de CTA Alto Valle y Secretaria General de CTA Fiske Menuco, Zulma Dávila.

Es la primera vez que en el periodo democrático interviene la Gendarmería en una Universidad Pública. Se produce así un estado de militarización aberrante.

CONADU HISTÓRICA, ante el inicio del juicio el próximo 11 de mayo, hace público el repudio ante el avance de la persecución hacia las compañeras y sostiene que defender la educación pública no es delito sino el ejercicio de un derecho: el derecho a la protesta y a peticionar ante las autoridades. Existen canales institucionales y de diálogo dentro de las Universidades Nacionales para resolver este tipo de conflictos.,

CONADU HISTÓRICA manifiesta también su preocupación porque la justicia y el sistema penal avancen hacia el interior de la Universidad Pública y comprometa sus modos históricos de resolver los conflictos internos.

 

MESA EJECUTIVA CONADU HISTÓRICA