COMIENZA EL PARO DE 48 HORAS RESUELTO POR LA CONADU HISTÓRICA

COMIENZA EL PARO DE 48 HORAS RESUELTO POR LA CONADU HISTÓRICA

Las 27 Asociaciones de Base distribuidas en todo el país desarrollarán el lunes 23 y el jueves 26 de mayo el paro de 48 horas resuelto por el Plenario de Secretarías Generales el pasado 17 de mayo. Dicho Plenario resolvió también adherir a la Jornada Nacional de Lucha de la CTA Autónoma para el día 24 de mayo.

Las razones del paro son de índole salarial. La inflación acumulada de enero a abril de 2022 alcanzó el 23,1 % mientras que el salario docente universitario y preuniversitario sólo se incrementó el 13 %. El desfasaje es del 10,1% desfavorable para los salarios. Por lo tanto, urge tanto la compensación retroactiva de lo perdido como sumar al 41 % acordado en marzo los porcentajes que hagan falta para que el salario docente en las universidades nacionales deje de perder contra la inflación. Más aun, que se invierta la ecuación de ir por detrás de la inflación. Esto en consonancia con el compromiso que tanto el Presidente Fernández como el funcionariado asumieron frente al sector asalariado: que los salarios le ganarían a la inflación.

La situación salarial del sector docente de las universidades nacionales es paradojal. Quienes menos cobran tienen un salario tan bajo que deben cobrar lo que se ha venido a llamar la «garantía salarial» (una compensación para llegar al monto equivalente al salario docente mínimo); mientras que quienes más cobran quedan a merced del impuesto a las ganancias (impuesto al salario). Ni quienes menos cobran, ni quienes más cobran reciben plenamente los incrementos salariales pautados en la paritaria.

La situación salarial de quienes se acogieron al beneficio de la jubilación también requiere que se incorporen cuotas intermedias a los meses de marzo y septiembre que son las previstas en la normativa. Se necesita una cuota de aumento en el mes de junio para resolver también este desfasaje.

La conectividad para la realización de las actividades académicas no ha dejado de ser una exigencia y el Ministerio de Educación de la Nación dejó de pagar el bono de conectividad. Es más,  plantean políticas de hibridez sin haber resuelto la infraestructura necesaria y ello implica que sigue dependiendo del salario docente la conectividad a internet, los equipos informáticos que la hacen posible y los espacio domésticos siguen convertidos en lugares se trabajo para la gran mayoría de la docencia de las Universidades Nacionales.

La Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) convocó a reunión paritaria para el día martes 24 a las 15 horas. El Gobierno dio una primera respuesta a las demandas de la CONADU Histórica y convocó a la mencionada reunión. La reunión llega a destiempo pues a esa fecha, las universidades nacionales o cerraron o están cerrando las liquidaciones de los salarios de mayo; por esta razón, lo que se acuerde se cobrará en el mes de junio. La diferencia entre inflación y mejora salarial habrá ascendido a 22 %.  La distancia será tan elevada que la pérdida salarial será una de las más importantes de los últimos años.

El paro de los días 23 y 26, más la jornada nacional de lucha de la CTA Autónoma pondrán en superficie las dificultades del sector docente universitario y de la clase trabajadora toda. El Ministerio de Educación de la Nación y el Consejo Interuniversitario Nacional tienen la responsabilidad de hacer una propuesta que permita ahora recuperar lo perdido y poner el salario por delante de la inflación. Sin salarios docentes dignos la Universidad Pública está en riesgo.

 

CONADU Histórica – CTA Autónoma