Ante la denuncia de CONADU Histórica, ADUL le dice no al ajuste en la UNL y el Estado

Ante la denuncia de CONADU Histórica, ADUL le dice no al ajuste en la UNL y el Estado

(Comunicado de ADUL) En el día de la fecha fuimos recibidos por el Rector de la UNL, Arq- Miguel Irigoyen y el Secretario General de la misma, Abog. Pedro Sánchez Izquierdo. Por ADUL estuvimos presentes Mariana Carminatti, Secretaria General; Hugo Flores, Secretario Gremial; Laura Macagno, Secretaria de Prensa y Guillermo Munné, Secretario de Género, Derechos Humanos e Igualdad de Oportunidades. Esta audiencia fue solicitada la semana pasada a los efectos de contar con precisiones sobre la información recibida a través de CONADU Histórica, del anuncio realizado en el Plenario del CIN sobre la firma de nuestra Universidad y cuatro más de un convenio con el Ministerio de Modernización para implementar el programa de “Dotación Óptima” del personal, y que se iniciaría como una prueba piloto.
En esta reunión tuvimos acceso al borrador de dicho convenio, que aún no ha sido firmado y en el que claramente se deja expresado que comprende al personal no docente de la UNL. Más allá de este dato, que es significativo para el sector al que pertenecemos y representamos, dejamos nuevamente planteada nuestra postura frente a este tipo de herramientas que entendemos tienen que ver con políticas de ajuste que pretende imponer el gobierno nacional. Postura legítima y que se sustenta en los dichos del Presidente Macri quien sostuvo públicamente que es necesario que las universidades nacionales reduzcan el gasto y que algunos de los gastos excesivos están dados porque sobran docentes, no docentes, alumnos y empleados públicos en general.
Frente a nuestra preocupación el Rector manifestó que de ninguna manera avalarían un acuerdo que significara reducción de personal, ni docente ni no docente y expresó que lo que se busca con este convenio es garantizar una distribución más equitativa de recursos en el sector de los no docentes. Desde ADUL volvimos a insistir que la autonomía universitaria y los instrumentos de política paritaria propios de cada Sector debieran poder resolver estas y otras cuestiones específicas sin tener que recurrir a dispositivos diseñados por el Ejecutivo Nacional para organizar el ajuste estructural en el estado argentino.
En este sentido, como universitarixs, ratificamos nuestra defensa de la autonomía universitaria y de la plena vigencia de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo. Que este acuerdo podría lesionar seriamente los derechos de la Comunidad Universitaria si delega en el Ejecutivo Nacional la resolución de los problemas y o temas que son internos a las UUNN. No obstante el Rector insistió en que los resultados no eran vinculantes en términos jurídicos, en el sentido de que no generaban obligación alguna por parte de la UNL.
Por ello, nos comprometemos a seguir trabajando en la defensa de nuestros derechos, y a seguir consolidando nuestra fuerza colectiva. Al mismo tiempo llamamos al estado de alerta para que no avance ningún tipo de acuerdo que ponga en riesgo o bajo sospecha la vigencia de nuestros derechos.
Decimos NO al plan de ajuste en las UUNN y en el Estado. Decimos NO a un proyecto político que busca una merma generalizada de derechos: a la educación, al salario digno, a la jubilación digna, a la salud. Decimos SI a una Universidad Pública democrática, autónoma, capaz de resolver sus conflictos internos sin la injerencia del Ejecutivo Nacional. Decimos SI a una Universidad Pública que rechace la intervención de las fuerzas represivas del Estado en sus espacios.
La Universidad Pública es una de las fronteras que el neoliberalismo salvaje busca conquistar, no tenemos que permitirlo: a casi cien años de la Reforma Universitaria reivindicamos una universidad libre, laica, autónoma y democrática.